ARTÍCULOS > Adultos

Análisis y Reflexiones

Entrevista Procudarora Guatemalteca Silvia Quan

¿La sociedad civil tiene fuerza para colocar en agenda el tema de la discapacidad?


–Sí. Nosotros sostenemos que las personas con discapacidad y sus organizaciones representativas deben ser reconocidas como las expertas en la temática; y deben estar involucradas en la toma de decisiones y diseño de planes, políticas y legislación.

 ¿En la región, no están involucradas?
–Mi percepción es que a escala mundial hay una incipiente participación de las personas con discapacidad porque están rompiendo con el paradigma de ser objeto de tratamiento o asistencialismo.

Quieren representarse a sí mismas...
–Así es. Tradicionalmente fueron los médicos, psicólogos y profesionales de la docencia los que decidieron qué era lo mejor para las personas con discapacidad; muchas veces sin consultarles. Ahora, ellas son las que quieren decidir.

¿Podrían tener dificultades para lograrlo?
–Todavía prevalece ese modelo de asistencialismo. Erradicar esa visión, tanto en nosotros mismos como en los otros, de que las personas con discapacidad no somos objetos será un proceso. El cambio a ser personas propositivas, actoras y protagonistas requerirá de tiempo...

¿O de voluntad?
–Es una pregunta capciosa. El sistema nos ha hecho objetos de asistencia, sujetos de poca autoestima por los prejuicios de que las personas con discapacidad son inútiles, cargas familiares o sociales. Es una percepción social, pero individualmente hay mucha gente que cree lo contrario.

¿Cuáles son las fortalezas de la sociedad civil?
–Su aumento. Cada vez son más las personas con discapacidad que se sienten protagonistas. Se están incrementando las oportunidades, gracias a la convención de la ONU, que por primera vez tuvo una participación muy activa de la sociedad civil; proceso que se inició en 2003.

Alianzas e inclusión
Para lograr la implementació n de la Convención de Naciones Unidas sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, la procuradora guatemalteca propone que la sociedad civil en general se involucre y participe.
Expresó la inconveniencia de que solo las organizaciones de personas con discapacidad asuman su propia defensa, porque tendrían la amenaza de convertirse en un gueto.

 

"Creo que las personas con discapacidad deben ser reconocidas como expertas, pero deben también hacer alianzas con otros sectores. Solas no alcanzaremos nada, y queremos ser incluidas en la sociedad."
Por eso, está convencida de que la formación profesional, que es un aspecto poco logrado, así como la unión de las organizaciones les permitirá tener mayor presencia ante los tomadores de decisiones y la sociedad en su conjunto.

 


Replica panerai Watches Replica milgauss